miércoles, 15 de junio de 2016

Veneración absoluta

No, no es fácil describir la mirada de súplica que un esclavo le dedica a su Macho convirtiéndolo en el hombre más poderoso y dominante de la tierra.
A los ojos del subordinado, su amo es el hombre más hermoso que pueda existir, el dios supremo al que entrega su vida.
Ante su presencia y a cuatro patas, mis manos sólo sirven para sostenerme o caminar como un perro ante mi Dueño.
javidubois,  fragmento de Mi razón de ser, de su blog Revelaciones íntimas de un puto esclavo

2 comentarios:

  1. Madre mía, con esa imagen y la síntesis.. os prometo que me gusta más que el original.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Javi, pero lo que vale la pena no perderse es entrar en tu blog: https://esclavodetusexo.wordpress.com/ y escuchar tu grabación que es muuuy excitante.
      Besos

      Eliminar