miércoles, 30 de diciembre de 2015

Sissy boy

"Coger a un sissy boy es tan rico como comer un durazno jugoso y dulce."
Eso dice mi esclavo cuando le permito la licencia de descargar su hombría en el culito de un joven afeminado.
En parte le doy razón, porque los chicos que le he conseguido están entre los mejores de su especie, y tienen el morbo y el coraje suficiente para dejarse follar por un hombreton mientras son observados y vigilados por su quién es el Jefe.
Conocen las mañas de las hembras, y soportan con más dignidad los tratos bruscos.
Algunas veces me he sumado a la jodienda aportando, como si no, mi cuota de sadismo.
Señor Germán

No hay comentarios:

Publicar un comentario